Disciplina #7 La generosidad y en nuestra reflexión personal: el valor de los seres humanos se encuentra en la vida y su trascendencia en su legado

Mi reflexión personal de esta semana el valor de los seres humanos se encuentra en la vida y su trascendencia en su legado, hoy he recibido un video que me enviara Federico De La Cruz, basado en el que el amor de amigo, de hermano, de familia y de pareja entre los seres humanos forja lazos y conexiones espirituales que nos permiten estar siempre unidos a esas personas aunque en algún momento nos distanciemos físicamente ya sea porque estemos en otro lugar, en otro país e incluso porque nos separe la muerte, siempre en nuestros corazones estarán esas personas que le han dado un sentido y un significado a la vida, sin embargo no hay que esperar a la muerte para valorar a las personas, hoy es buen momento para dar gracias a Dios por todas esas maravillosas personas que nos rodean, te exhorto hacer tu lista de esas personas y tener un gesto de amor y gratitud hacia ellos y comenzar con ellos tu legado.

El legado y en nuestra reflexión por fe seguir el camino que Dios indique en este momento mundial tan difícil

Mi reflexión personal de esta semana, por fe seguir el camino que Dios indique en este momento mundial tan difícil. Hay momentos en la vida que con lo único que contamos es con la Fe en Dios, y yo en este momento siento que muy oportuno este mensaje, es el mensaje de hoy de un libro que suelo leer en las mañanas Manantiales en el Desierto, y que indico a continuación: “a veces no sabes que nuevo rumbo tendremos en planes que teníamos, metas y sueños que se desvanecen, sin embargo la lectura de hoy indica que tienes que romper todos tus planes y emprender una Aventura de fe con Dios. Dios nos llevará por un sendero sin pisar. El nos llevará por un camino que jamás podrías soñar y que tus ojos puedan ver. A veces solo nos queda arrojarnos a los brazos de Dios y cuando las pruebas lleguen diremos, lo que dice el autor: “esperaré para ver el bien que Dios va hacerme por medio de ella, con la certeza de que El lo hará” En momentos en que nuestra Fe es quebrantada les exhorto a recordar que si Dios lo ha prometido, confiemos en su palabra que El tiene el poder para hacer realidad cada una de sus promesas”.